Enclavado entre los valles de Izagaondoa e Ibargoiti, Peña Izaga, es un macizo desconocido por muchos. Cuando la gente coge el coche para ir al Pirineo, pasan de largo y se dirigen directamente hacia Irati o Leire. Este lugar de paso, visto a lo lejos desde las carreteras, es un pequeño paraíso que conserva una gran multitud de espacios vírgenes y sin explorar.

 

Es por esto por lo que nace Izaga Trail: Queremos dar a conocer lugares mágicos, disfrutando de la montaña y del deporte en una prueba atlética y exigente, preciosa y cargada de buen ambiente.  

"Sufriréis como cabrones

y disfrutaréis como enanos"